Navegacion









Ciberfobia

. . . ¿Quién eres tú para que tengas temor del hombre, que es mortal, y . . . como heno? --Isaías 51:12.

Las fobias no son nada nuevo para la mayoría de la gente, pero la «ciberfobia» sí lo es. Según un equipo de profesores de administración de empresas de una universidad, un gran número de personas tiene ciberfobia, un grave temor a las computadoras. El solo hecho de estar en la misma habitación donde hay una hace que algunos sientan pánico, les lata el corazón irregularmente, experimenten dificultades respiratorias, mareo y temblores. Se ponen tan ansiosos que temen desmayarse, volverse locos o perder el control. Eso no tiene sentido para la mayoría de nosotros, pero ninguna fobia lo tiene. Sin embargo, el temor es verdadero.

 

Muchos de nosotros tenemos otra fobia que puede ser igualmente debilitante: el temor a las opiniones y acciones de los demás. A veces pensamos y actuamos como si nuestro destino estuviera exclusivamente en las manos de otras personas. Isaías nos dijo cómo lo ve Aquel que tiene el control cuando tememos tanto a la gente que nos da pánico y olvidamos confiar completamente en Él. Dijo que temer el reproche de la gente es necio porque las personas son criaturas mortales que sólo tienen un poquito más de fortaleza y longevidad que la hierba (51:12). El Señor sabe cuánto daño nos puede hacer la gente (vv. 13,14). Pero Él tiene la última palabra. Nuestro futuro y bienestar eterno dependen de Él y sólo de Él.